Repudia PRD burla de Rocío Nahle a electores de Veracruz

177

 

Esta semana, la actual diputada federal del partido Morena, Rocío Nahle, declaró que aun cuando llegase a ganar la contienda por el Senado de la República este 01 de julio, si también Andrés Manuel López Obrador alcanzaba la presidencia, ella estaría solo tres meses en el cargo como legisladora para después integrarse al gabinete federal como Secretaria de Energía.

Su seguridad al decirlo, ofende a la sociedad. El PRD, como partido progresista que históricamente ha buscado generar soluciones en beneficio de la sociedad, repudia por completo el descaro con el que la diputada le habla a las y los veracruzanos, para decirles lo poco que le importan los votos que les pedirá para llegar al Senado, pues “es más importante estar en el Gabinete Federal”.

¿Con qué autoridad Rocío Nahle se ubica en uno y otro puesto, vía elección popular o por designación presidencial como “chapulín” de los que tanto critica el partido al que pertenece? ¿No son suficientes para Rocío Nahle los antecedentes que obran en su contra, como haber lucrado con el dolor de la misma gente a la que le pide el voto, durante la tragedia de los sismos de 2017, dando apoyos a damnificados “a nombre de Morena” y quedando en la total impunidad, mientras que a otros se les investiga por realizar actos similares? ¿No le basta a Rocío Nahle cargar con el peso del reclamo de la militancia de su partido, luego de desplazar a la base y los comités municipales de todo el estado que no sean afines a su proyecto político? ¿Acaso son de tan poca importancia para Rocío Nahle las acusaciones de las y los militantes, quienes denuncian que ha creado una estructura para su uso personal?
Rocío Nahle ha demostrado con creces que el único interés que tiene es el de su beneficio personal. Señalada como operadora financiera de López Obrador en Veracruz, no sería raro que la premien con una secretaría de despacho, definitivamente, mientras se burla del elector en Veracruz.

Por ello, hacemos un llamado a la población veracruzana para que pondere las aspiraciones y subsecuentes acciones de Rocío Nahle, quien repetimos: demuestra continuamente que el voto y la confianza de las y los veracruzanos, es lo que menos le importa, pues son los alcances para la causa de su líder nacional los que al final la ubicarán en el lugar que ella desee, no donde el pueblo la necesite, cometiendo un fraude al voto visible y lacerante en busca de un “paracaídas”, consciente de que el proyecto presidencial de Morena será difícil alcanzarlo.

Afortunadamente, en la fuerza política que representamos estamos convencidos de una realidad muy distinta a la que Rocío Nahle vislumbra para Veracruz y para México. En el PRD optamos por concebir los tiempos que marca la Ley para trabajar en busca de la confianza de la gente con base en resultados, y estamos seguros que el cambio iniciado en 2016 continuará, se consolidará y se extenderá a todo el país este 2018.