Evidencian a la dirigente Lilian Zepahua de no pagar a los exempleados del PRI Veracruz

379

 

  • A días de los comicios del próximo domingo 28 de abril continúan las demandas en el tricolor.
  • Empleados despedidos injustificadamente exigen solución a sus casos.

 

Con fecha del 25 DE ABRIL DE 2019, En el PRI Veracruz no cesan los problemas de carácter legal en contra de su actual Presidenta Lilian Zepahua, ya que continúan las demandas por despido injustificado ante la Junta de Conciliación y Arbitraje del Estado de Veracruz, por la serie de despidos injustificados realizados irregularmente en su momento por parte de Silvia Domínguez y Aldo Zavala, Secretaria de  finanzas y tesorero.

Estas demandas al momento no han sido resueltas, los trabajadores argumentan que en ese acto a algunos se les recortó de manera arbitraria el 10%, 20% y 30% y a algunos hasta un 50% según su percepción; por otro lado, a quienes se les depositaba el 50% de su salario, sin previa notificación del área de finanzas, se quedaban en el partido y a quienes no, estaban injustificadamente despedidos, además se les había privado de la maquina checadora para justificar su entrada y salida al edificio.

Así una serie de despidos injustificados que en su momento rebasaron más de 50 demandas ante la junta de conciliación con sede en Ávila Camacho de esta ciudad de Xalapa. En el caso de la actual Presidenta, Lilian Zepahua, se ha mostrado omisa a las demandas de los empleados del PRI Veracruz e inclusive se ha negado a tener acercamientos con los diferentes grupos para poder generar acuerdos, esto por la figura legal que al momento representa.

En su momento, Darío Alberto Uscanga, encargado del área jurídica del PRI, argumento solamente que “el partido no tenía dinero para pagar”, pero los empleados señalan que esa declaración no es válida debido a que aún existen casos al interior de compadrazgos, amigazgos y relaciones sentimentales de personas que habían sido despedidas y fueron recontratadas en otras áreas, “esas mañas aún no se ha terminado al interior del PRI” señalan.

Los agraviados esperan una solución a sus demandas ya que la Presidenta Lilian Zepahua ni siquiera envía un representante legal a las reuniones que durante casi dos años se han llevado a cabo en la Junta de conciliación, como si no les importara el caso o lo que dicte la ley, y no se vale que el partido quiera dar una cara a la ciudadanía de “transparencia”, “buenas prácticas”, “nuevos ideales”, “nuevos rostros” que posiblemente puedan dirigir al PRI en la elección del próximo domingo 28 de abril, pero que mantenga olvidados a quienes en su momento colaboraron al interior del tricolor y trabajaron para ganar varias elecciones.

Atentamente

Empleados despedidos.