Manuel: “Los odian… han perjudicado a la gente, lastimado, encarcelado, golpeado”

’19/06/2024’
’19/06/2024’

Manuel Huerta no les da tregua a los cuitlahuistas-nahlistas.

Ayer arremetió de nuevo, con todo, contra ellos.

Dijo que en lugar de que los quieran, los veracruzanos los “odian”, porque “nada más” se la han “pasado perjudicando a la gente, lastimándola, metiéndola a la cárcel, golpeándola, no reconociendo sus derechos, no sirviendo absolutamente para nada”.

No obstante que navegan en la política bajo las mismas siglas y colores, el exdelegado de Bienestar aplica al pie de la letra el dicho de que juntos, pero no revueltos.

Una vez que dejó el cargo federal, el político oriundo de Naolinco dio la sorpresa por el papel autocrítico que juega en pleno proceso interno de su partido para designar a su candidato o candidata a la gubernatura.

Su papel recuerda el que jugó Miguel Ángel Yunes Linares cuando fue secretario general de Gobierno con Patricio Chirinos Calero, de1992 a 1997, tiempo en que actuó con mano dura y no hizo concesiones a los militantes de su mismo partido de entonces, el PRI.

No solo eso. El viejo luchador de izquierda está llenando el gran vacío que ha dejado la oposición, que no quiere o no puede, o ambas cosas, enfrentar al gobierno de Cuitláhuac García señalándole los abusos que comete, las arbitrariedades, los atropellos, y guarda silencio.

En el transcurso de un desayuno que ofreció ayer en su domicilio particular de la colonia popular Francisco Villa a reporteros que cubren sus actividades, dijo que “lo que les sobra es mucho dinero pero que les falta mucha cercanía con el pueblo”.

Critica que Cisneros haga campaña rodeado de guaruras

Criticó el hecho de que Eric Cisneros, exsecretario de Gobierno y aspirante a la gubernatura también, ande haciendo campaña rodeado de un equipo de guaruras de la Secretaría de Seguridad Pública, para que lo protejan.

“Algunos tienen el descaro de decir: es que todavía el gobierno me da derecho a traer dos camionetones y tal número de guaruras, que se alcanzan a ver ahí (en las fotos y videos); otros, sabrá Dios. Eso estaría muy bien que lo aclararan”.

El exdiputado federal de Morena, quien aspira a sustituir a Cuitláhuac García, invitó a los periodistas a su casa “para que vean cómo vive un luchador social”. Ahí les ofreció huevo con jamón, picadas, jugo, café y pan que el día anterior le regalaron en Alvarado.

Los reporteros le preguntaron si confía en la encuesta que decidirá. Respondió diciendo que la definitiva será presencial y que nadie podrá incidir en ella.

Les comentó que no solo medirá el conocimiento que tiene la población de quienes aspiran, sino también sus atributos, su honestidad, la cercanía con el pueblo, su capacidad para dirigir la “cuarta transformación” y su identidad y vinculación con “el propio movimiento”. Confirmó que el día 30 se conocerá el resultado.

Para dar muestras de que confía, recordó que ese tipo de encuesta la crearon José “Pepe” Barberán (experto en estadística, mexicano de descendencia española, ya fallecido) y el propio López Obrador, cuando presidió Morena, y que la aplica el Centro de Estudios Sociales, “que es de lo mejor que tiene el movimiento y ha demostrado su certeza”.

Dijo que además de certeza da tranquilidad y evita las discusiones. Recordó que el propio Mario Delgado, dirigente nacional, resultó electo por una encuesta nacional con la metodología como la que se va a usar ahora, además porque le preguntan no solo a los militantes de Morena sino a los ciudadanos en general.

“En eso baso mi decisión de estar tranquilo, porque sabemos la esencia del movimiento, que es lo que he estado reclamando”.

Expresó que ha estado “contra mis adversarios internos diciéndoles que no han entendido esta esencia, o se les ha olvidado”.

Insistió en que solo hay dos proyectos: “el que representa un servidor, y el de todos los demás, que están juntos, sean hombres o mujeres, blancos o negros, son lo mismo”.

También raspa a Rocío Nahle

Aludió a Rocío Nahle en forma indirecta al decir que la oyó hablar de unidad, a lo que expresó que está de acuerdo, “pero la unidad con el pueblo y a partir de prácticas correctas”.

Agregó que él no se puede unir a quien paga para que vayan a sus eventos, “con quien acarrea, con quien utiliza los aparatos del Estado, los recursos públicos, como queda constancia en los videos que circulan”.

Dijo que “hasta muy cínicamente lo plantean en forma pública, eso de que les da derecho la ley para traer guaruras, camionetones y todo lo que se ve en los videos, para no ir muy lejos”, palabras con toda la dedicatoria para Eric Cisneros.

Expuso que él no los anda cuidando, sino que “simple y llanamente” la gente le reporta y hasta hace públicos los hechos. Apuntó que va a haber unidad, pero la que él la va a prohijar porque va a ganar la encuesta.

“Con mucho cinismo están gastando mucho dinero en encuestas”

Los reporteros le preguntaron sobre las encuestas que circulan en la que en todas aparece Rocío Nahle hasta arriba y él no figura o apenas está en último lugar.

“Ese es otro gran tema; ahora ya todos se dan ganadores en las encuestas. La verdad son encuestas patito, que mandan a hacer todos los días, que como la Chimoltrufia, unas dicen unos números, otras dicen otros, otras en las que ya de a tiro ni aparecemos”.

Las criticó. Expuso que son parte de prácticas indebidas que sus compañeros están haciendo. “Se ve que lo que les sobra es dinero y les falta mucha cercanía con el pueblo. Eso es lo que logro ver”.

Comentó que cuando se ve el medio en que se publica y la encuesta, “ya sabes quién la pagó. Es mucho cinismo porque se están gastando mucho dinero, yo pregunto ¿quién paga?, ¿quién pompó?”.

Llamó la atención sobre todo lo que hace el gobierno federal en el estado con 80 mil millones de pesos al año, mientras que el gobierno del estado el próximo año va a recibir 160 mil millones, “y cuando comparas lo que hace uno y lo que hace el otro… pues como que no cuadran las cifras, quedan mucho a deber”.

Cuando le preguntaron si hay algún límite, un gasto tope para los aspirantes, respondió que económico no, pero que en cambio “hay otro límite que es la ética, la moral, la prudencia”.

Llama a empleados a no tener miedo, a que no los obliguen a poner lonas

No dejó pasar tampoco las movilizaciones que está realizando Eleazar Guerrero y su grupo “Unidos Todos”. “Yo nada más los veo, puro aplaudidor, me da risa, porque los veo, a todos los pintan de blanco, los ponen de blanco, los llevan ahí junto con los chamacos de preparatoria. Y lo peor es que se la creen”.

Llamó a la burocracia “a que no se dejen mangonear, a que no tengan miedo, no les va a pasar nada, que sean íntegros, que si son servidores públicos le sirvan al pueblo. No tienen que servirle al que los manda, al que los obliga a poner una lona, a que manden la geo posición, a que consigan diez de la familia para que hagan lo mismo, eso se les va a revertir, eso no le sirve a la transformación”.

Y de salida se adornó. Dijo que tiene los atributos para ser el coordinador de la cuarta transformación porque viene de la lucha de muchos años. Adelantó que va a acompañar a Claudia Sheinbaum en su visita a Veracruz el próximo domingo.

Recordó entonces que ella dijo que se necesitan las tres haches: la de la honestidad, la del humanismo y la de la humildad. “Yo le dije, pues yo soy de Veracruz, cuatro veces heroica, la cuarta es la de Huerta y ahí va a estar la H de Huerta”.

Zenyazen y Claudia Tello acaban con su farsa

Los que por decisión propia decidieron acabar con la farsa de estar compitiendo por la candidatura de Morena a la gubernatura fueron Zenyazen Escobar García y Claudia Tello Espinosa.

Ambos habían venido jugando el papel de esquiroles para favorecer a Rocío Nahle y bloquear a Manuel Huerta y a Sergio Gutiérrez Luna, incluso al ocupar espacios de aspirantes oficiales, dejaron fuera a Mónica Robles y Citlalli Navarro, aunque esta última protestó y logró ser incluida.

Ayer en Córdoba, Escobar y Tello se quitaron la máscara y anunciaron que irán en unidad con Nahle y que caminarán juntos en los días que faltan para concluir el proceso interno.

Zenyazen gastó millones de pesos en su promoción e hizo creer a muchos, sobre todo maestros, que iba en serio. Nadie le habrá de pedir cuentas, pero queda evidenciado como un hombre no fiable, que es capaz de jugar con la buena fe de las personas con tal de alcanzar sus propósitos personales: la de alcanzar un hueso político.