La comida de Tito en Briones

  • La Conversación telefónica desde el jardín del Cachopo
  • Luego del registro a la presidencia estatal del PAN
  • La acusación por delito de desvío de recursos públicos y fraude

Por Miguel Angel Cristiani Gonzalez

La tarde lluviosa de este sábado, transcurría de manera tranquila, en el restaurante de la zona de Briones, cuando ya los comensales estaban en la plática después de haber terminado sus platillos, cuando pasadas las tres de la tarde, sonó el celular de Tito Delfín Cano, quien cuando vio el nombre de quien le hablaba, se paró de la mesa y salió al jardín para comunicarse sin problemas.

No le preocupó que sus brillantes zapatos caminaran por el césped del enorme patio, tampoco que estuvieran cayendo las gotas de clásico chipi chipi xalapeño, porque estaba bien cubierto por su largo saco de fino algodón color caqui, que llamaba la atención de algunos comensales, que no vestían ni lucían un abrigo de fina marca.

La conversación telefónica duró varios minutos, mientras Tito Delfín caminaba por el pasto dando vueltas, no se sabe quien estaba al otro lado de la línea.

Posiblemente era lo que él llamó en su discurso minutos antes como “uno de los grandes líderes del PAN en Veracruz” simplemente para felicitarlo por el acto de inicio de campaña.

Otra posibilidad es que le estuviera leyendo el vocero oficial, para su aprobación, el comunicado de prensa que casi inmediatamente fue enviado a algunos medios de comunicación por las redes sociales.

Una tercera hipótesis es que le estuvieran leyendo el oficio de solicitud de licencia que circuló el todavía presidente del CDE del PAN, Joaquín Rosendo Guzmán Avilés para separarse del cargo a partir de las 00:00 del domingo 7 de noviembre al 21 de diciembre de este año. Aunque por el tiempo que duró hablando, debió de ser otro el tema.

Lo cierto es que no se supo con quién y cual fue el fondo de la llamada.

Ya luego de terminada la conversación telefónica, regresó a ocupar su lugar en la mesa redonda, en donde lo acompañaba su familia.

Pero como suele suceder a los políticos que viven intensamente la grilla, se perdió de parte de los comentarios que hacían sus hijas sobre la visita a un parque de diversiones.

Una de ellas aseguró que a lo único que no entraría sería a la llamada Casa del Terror.

Otra más dijo que se puede subir a todos los juegos mecánicos, pero no tirarse de ningún tobogán.

Así transcurría la tarde en el vecino municipio de Coatepec, en el restaurante Cachopo, que a diferencia del de las Lomas de Chapultepec donde fotografiaron a Lozoya cenando con su familia, acá todo era calma y tranquilidad.

El restaurante Cachopo, es el más caro y también el que tiene la mejor carta de platillos y vinos españoles, en la zona restaurantera de Briones, el Cachopo, es un plato característico de la gastronomía de Asturias en España. Consiste en dos filetes de ternera grandes, entre los cuales se coloca jamón serrano y queso.

Unas horas antes, en la ciudad de Xalapa, Tito Delfín Cano se registró como candidato a Presidente del Comité Directivo Estatal del PAN, teniendo como secretaria general a la senadora Indira Rosales San Román, quien, en un momento dado, podría llegar incluso a ocupar la presidencia del partido en el estado de Veracruz, ya que tiene una mejor trayectoria ya que ha sido secretaria de Desarrollo Social en la pasada administración estatal, y ahora senadora de la república. Quien, por cierto, aparece en primer plano en las fotos del evento, por delante de Tito. Por eso dicen que más habla una foto que mil palabras. Al tiempo.

Como se recordará, Tito Delfín Cano fue alcalde de José Azueta en el 2004-2007 y luego, Presidente Municipal de Tierra Blanca, 2011-2013, en el que asistió como testigo de honor a su toma de posesión, Javier Duarte de Ochoa, como invitado especial.

Durante el periodo de Pepe Mancha, Tito Delfín empezó a perder el control en las decisiones partidistas, por lo que para el 2017, cuando se dio la renovación de la dirigencia apoyó a Guzmán Avilés, contra con quien compite en el proceso interno, ahora con el apoyo de los Yunes.

También hay que recordar que, en 2013, Tito Delfín Cano fue denunciado ante la Agencia del Ministerio Público Especializada en Delitos Cometidos Por Servidores Públicos, por el presunto delito de desvío de recursos públicos y fraude por siete millones 220 mil pesos.

En la actualidad, ya no tiene fuero, luego de que dejó de ser diputado local.

Y con eso de que en la política de la Cuatro T. a los candidatos contrarios los encarcelan. ¡Aguas!…

Contáctanos en nuestras redes sociales:

https://www.canva.com/design/DAEN5B9DWgs/ZCHd2Z8KueYjlg_d59Op3A/view?website#2