Julen Rementería y Pepe Yunes, un solo fin: Que al estado de Veracruz no lo gobierne una zacatecana corrupta

Julen Rementería y Pepe Yunes, un solo fin: Que al estado de Veracruz no lo gobierne una zacatecana corrupta

La alianza de los duartistas a la campaña de Rocío Nahle, como diría Arturo de Córdova, “no tiene la menor importancia”. Todo lo que huele a Duarte, Anilú Íngram, Jorge Carvallo, Fernando Kuri y compañía se va por el caño a Morena. El impacto ni siquiera es mediático, pues todos conocen las tropelías de esos rufianes que se van porque pidieron a manos llenas, pero no les quisieron dar, y no les dieron porque no representan nada. Sin embargo, que Julen Rementería le haya levantado a Pepe Yunes la mano, eso sí tiene relevancia. Para muchos estaba en duda si Julen reconocería o no a Pepe Yunes como el candidato del Frente Opositor en Veracruz. “Nos unimos con todo para participar para estar en la campaña para acompañar a Pepe en toda su campaña en todo aquello que él necesite sin condiciones”, dijo el líder de los senadores panistas en la Cámara. Julen reconoce que el perfil de Pepe Yunes es el mejor, aparte de ser un candidato preparado. En sus redes sociales, caballeroso como siempre, Pepe Yunes agradeció a Julen por sumar su liderazgo al Frente Amplio: “Agradezco al senador @julenrementeria por sumar su liderazgo panista y ciudadano, a la unidad del frente #fuerzaycorazon por #Veracruz y a los medios de comunicación por su amable asistencia a esta rueda de prensa”. Al parecer en el PRI, PAN y PRD tienen muy claro que por encima de sus diferencias, lo que más importa es evitar que el estado de Veracruz sea gobernado por una zacatecana corrupta.

Hasta Cristina Pacheco padeció el desabasto de medicamentos para el cáncer. “Me costó trabajo, las pude conseguir porque las pude pagar, ¿pero la gente que no tiene?”

Cristina Pacheco murió de cáncer. De ello nos enteramos por una de su hija Laura Emilia Pacheco, quien relata que ella no le avisó a nadie de las molestias, porque sabía que si hablaba de ello le iban a pedir que dejara de transmitir su programa en Canal Once, “Aquí nos tocó vivir”. “Yo sospecho que ella empezó a sentir alguna incomodidad y no nos dijo, no le dijo a nadie porque de habernos dicho se hubiera metido en tratamientos que le hubieran quitado el tiempo y no hubiera podido trabajar”. Hace apenas un mes le detectaron el cáncer y de inmediato se lo empezaron a tratar. Pero ya era demasiado tarde. Cristina Pacheco, la cronista del pueblo, decía “yo no estoy cansada, estoy enferma, porque de no haber estado enferma, nunca habría dejado ese programa”. Un detalle lamentable que relató Laura Emilia fue que le costó mucho trabajo encontrar los medicamentos para el tratamiento de su madre. Por supuesto, los hospitales públicos no los tenían y como la Megafarmacia de López Obrador sigue siendo una bodega vacía, las hijas se las vieron para conseguir los medicamentos. Al respecto Laura Emilia dice: Me costó trabajo, las pude conseguir porque las pude pagar, ¿pero la gente que no tiene? ¿La gente que no tiene para pagar una enfermera qué hace?”. Es cierto, hasta a Cristina Pacheco le tocó vivir en el país de las mentiras de López Obrador. Pero qué se le va a hacer, como diría la gran cronista, “aquí nos tocó vivir”.

Dice la Sheinbaum que gracias a AMLO las vacunas contra el covid fueron gratis. Las vacunas se pagaron con nuestros impuestos. Gratis los muertos que causaron sus necedades

Las vacunas contra el covid que aplicó el gobierno a la población durante la pandemia no fue un regalo de López Obrador, fue el derecho a la salud de los mexicanos, fue una obligación que tenía el gobierno para evitar que las personas se contagiaran y murieran. De hecho, la vacunación fue una estrategia que debió aplicar el gobierno para evitar miles de cuidados y hospitalizaciones por causa del covid. Las vacunas se pagaron con el dinero de los mexicanos, con partidas presupuestales especiales que salieron de nuestros impuestos. Por ello, está muy fuera de lugar que salga la candidata de Morena, Claudia Sheinbaum, a decir que las vacunas contra el covid fueron gratis gracias López Obrador. Esto es lo que dijo específicamente la señora: “Las vacunas contra la covid-19 cuestan 900 pesos, imagínense si las hubieran tenido que pagar en la pandemia, pero fueron gratuitas gracias a AMLO”. De hecho, las vacunas debieron ser aplicadas mucho antes, pero el gobierno de López Obrador se dilató. En Estados Unidos ya se estaba llevando la vacunación a la población, mientras que en México estaban lidiando con otros contratiempos. Nos queda claro que el manejo de la pandemia por parte del gobierno federal no fue ideal. Las torpezas de López-Gatell y las necesidades de López Obrador cobraron miles, miles de vidas.

Armando Ortiz                                    Twitter: @aortiz52                  @lbajopalabra