Cuitláhuac y la corrupción solapada en su gobierno

’23/06/2024’
’23/06/2024’

* 99% de los contratos del gobierno de Cuitláhuac se entregan sin licitación alguna

 

Marco Antonio Aguirre Rodríguez

 

¿Un gobernador que permite que la mayor parte de las compras en su administración se hagan de manera directa puede decir que es honesto?.

Eso es algo muy difícil de creer, porque la mayor parte de las veces las compras sin licitación de por medio, son para beneficiar a alguna empresa, sobre todo si es adquisición de bienes o servicios que se pueden conseguir con varias empresas.

Vaya, la corrupción en el gobierno de Cuitláhuac García es tan fuerte, que incluso la titular de la Contraloría General del Estado (CGE) de Veracruz, Mercedes Santoyo Domínguez, reconoció que la misma existe actualmente.

Y el caso de las empresas fantasma en las que se involucra a una profesora, es una muestra de que la corrupción se practica de forma abierta por parte de los funcionarios del gobierno de Cuitláhuac García.

Aunque el gobernador, en una conferencia de prensa, se dijo sorprendido por el número de contratos que le han entregado a Araly Rodríguez Vez, una empleada de la Secretaría de Educación de Veracruz (SEV), los cuales acumulan un monto de más de 100 millones de pesos, pero también dijo que ya se le investiga.

“Nosotros pensamos que es prestanombres de otra empresa”, dijo Cuitláhuac.

Esta gran deducción del gobernador se dio porque Araly Rodríguez mencionó que no es dueña de la empresa, sino su representante.

¿De cuál otra empresa puede ser prestanombres?.

“Lo que pasa es que algunas empresas no quieren mostrarse tal como son por temas con las administraciones anteriores; entonces creen que porque son, o trabajaron, o tuvieron contratos en la administración anterior, nosotros los vamos a vetar”, agrega el gobernador, para una vez más utilizar la excusa predilecta del actual régimen, la de echar la culpa a los que estuvieron antes.

Pero hay un detalle, más bien dos, o varios.

¿Acaso Araly Rodríguez no les dijo quien es el real propietario de la empresa?.

¿Cómo puede ser posible que al crearse un nuevo membrete, en automático la mayoría de las dependencias del gobierno de Veracruz comenzaron a darle contratos de forma directa, si supuestamente el propietario es alguien ligado al gobierno anterior?. Hay decenas de empresas a las que no les dan ni un contrato, precisamente por los nexos reales o imaginarios con el gobierno de Miguel Ángel Yunes.

Otro detalle: Si interrogaron a Araly, ¿a poco no les dijo quien es el real propietario?. Y si no les dijo quien es el dueño, que terribles son para investigar.

¿A poco en el acta constitutiva de la empresa no viene quien es el real propietario?.

Lo más seguro es que debe ser alguien con muchos contactos en el actual gobierno, para que le den tantos contratos, en tantas dependencias, de productos tan diversos y que le paguen de inmediato.

A ver, ¿a qué otra empresa tratan igual?.

Sólo para dejar constancia: todavía hay empresas a las que no les han pagado los adeudos que el gobierno de Cuitláhuac García se comprometió a cubrir.

Un “detalle” más: El gobernador justificó que se investiga a las empresas ligadas con Araly Rodríguez por una cuestión fiscal y de pago de impuestos.

Una reverenda tontería, porque quien sea el dueño, al no aparecer como quien cobra por los contratos, no paga impuestos, obviamente.

Hay evasión fiscal, definitivamente, pero Cuitláhuac García apenas va a investigar.

¿A poco no es un digno sucesor de Sherlock Holmes?.

Por eso es la casi seguridad de que está encubriendo al dueño de la empresa, que debe ser alguien de su circulo cercano.

Pero tan sólo con sus declaraciones, hay certeza plena de que está solapando la corrupción en su gobierno.

Vaya, en un caso extremo, puede que Cuitláhuac García sea hasta participe de los ingresos económicos que estos contratos generen.

¿Quién puede ser el dueño de la empresa?

El vínculo directo de Araly Rodríguez es con el titular de la SEV, Zenyazen Roberto Escobar García, porque es empleada de esa dependencia.

Aunque por la cantidad de contratos obtenidos y que estos se los dieron en diferentes dependencias, también involucra al titular de la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan), José Luis Lima Franco.

Esta misma diversidad de contratos y el que estos se le paguen con celeridad, hace sospechar a muchos que el verdadero propietario de la empresa fantasma en la que se involucra a Araly Rodríguez, es el subsecretario de Finanzas y Administración de la misma Sefiplan, el primo del gobernador Cuitláhuac García, Eleazar Guerrero Pérez, el cual -sabido es- puso a la mayoría de los enlaces administrativos en las dependencias del estado, precisamente para manejar desde ahí sus presupuestos.

Pero la embarrada también le toca a la titular de la Contraloría, porque desde esa dependencia debieron darse cuenta de que se estaban utilizando empresas fantasma para las compras del gobierno del estado.

¿Quién se estará llevando las ganancias de estas compras?, ¿realmente estarán entregando los productos o sólo son simulaciones para sacar el dinero del gobierno del estado?.

 

99% DE LOS CONTRATOS DEL GOBIERNO DE CUITLÁHUAC SE ENTREGAN SIN LICITACIÓN ALGUNA

Lo peor es que deben existir más casos de éste tipo ligados al gobierno de Veracruz, lo cual muestra definitivamente que la administración de Cuitláhuac García no es honesta, que sí hay corrupción, y por lo tanto, el gobernador, también es corrupto, aunque sea por omisión.

Vaya, la misma contralora Mercedes Santoyo en su comparecencia ante diputados locales, por la glosa del informe 2022 de Cuitláhuac García, dejó entrever que algunos integrantes de la 4T crearon empresas para lograr contratos millonarios en diferentes dependencias del gobierno del Estado.

Pero no dijo que funcionarios, probablemente porque deben ser del circulo cercano a Cuitláhuac García.

De hecho reconoció que el gran compromiso de campaña de Morena, de combatir la corrupción, no se ha dado en los cuatro años de gobierno de Cuitláhuac García Jiménez.

La contralora presentó un cuadro en el que se muestra el porcentaje de compras directas hechas por el gobierno de Cuitláhuac García en los años 2019, 2020 y 2021 y en todos es cercano al 99 por ciento.

Es decir las compras por algún tipo de licitación, fueron la excepción.

Una de las formas de encubrir la corrupción en las compras públicas es la opacidad, el ocultamiento de la información sobre las mismas, utilizando cualquier clase de artimañas.

Por ejemplo, el Instituto de Espacios Educativos del Estado de Veracruz (IEEEV) registró en la Plataforma Nacional de Transparencia (PNT) del Instituto Nacional de Acceso a la Información (INAI) mil 269 procesos, pero no se puede ver el detalle de las compras, porque en todos los casos el IEEEV colocó el mismo enlace que dirige a un listado de compras públicas.

El detalle fue observado por el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) mediante el estudio que realiza a través de su “Centro de Investigación en Política Pública”.

Ante esto el IMCO anota que “la falta de documentos de compra impide corroborar los detalles de los bienes y servicios adquiridos, lo que aumenta los riesgos de corrupción, al no existir una forma eficiente y efectiva de monitorear cuánto y en qué se gasta”.

En ese estudio el IMCO también observó que se colocaron contratos en los cuales se eliminó el monto de los mismos; también encontró que se ocultó el nombre del proveedor o algunos contratos se registraron de manera genérica, sin especificar, lo que no proporciona información útil sobre el objeto o servicio adquirido: “Por ejemplo, dentro de las descripciones proporcionadas están conceptos generales como papelería, otros bienes muebles, otros arrendamientos y equipos”, señala el Instituto.

El IMCO también notó que 78% de las adjudicaciones directas registradas en la PNT, carecían de un enlace funcional para la consulta del documento del contrato, mientras que 54% de las licitaciones e invitaciones restringidas tienen documentación inaccesible en una o más etapas del proceso.

Igualmente localizó casos como el de Araly Rodríguez, pues se dieron contratos a empresas de reciente creación.

Una irregularidad más, son las compras a empresas sancionadas. La información localizada por el IMCO muestra que los contratos firmados en 2021 con empresas sancionadas corresponden principalmente a la adquisición de insumos médicos y productos químicos, lo que lleva a que la institución que concentra el mayor monto con estas características es la Secretaría de Salud.

Así pues, lo cotidiano en el gobierno de Cuitláhuac García, es la irregularidad en los contratos de compra de bienes y servicios de su gobierno.

O sea, la corrupción.

Y ante la misma lo que el gobernador hace, por lo menos, es solaparla.

Aunque puede ser parte de esta.

Eso de que es el gran místico del estado y completamente honesto, honesto, honesto, no es verdad.

En cambio si existe la gran sombra que lo cubre de que puede ser completamente corrupto, corrupto, corrupto.

————–

 

Si quiere usted ver una relación detallada de los contratos entregados a Araly, están en un trabajo realizado por Noemí Valdez para Notiver, en https://www.notiver.com.mx/se-re-pite/