Crimen organizado toma el control de Veracruz, mientras que Cuitláhuac García miente sobre la baja de violencia y secuestros

236
’30/01/2023’
’30/01/2023’

Entre lo utópico y lo verdadero

Por Claudia Guerrero Martínez

24 de enero del 2023

 

Crimen organizado toma el control de Veracruz, mientras que Cuitláhuac García miente sobre la baja de  violencia y secuestros

Por dignidad debería renunciar Cuitláhuac García Jiménez, quien ha colocado a Veracruz a merced de las bandas criminales y las ejecuciones han sobrepasado límites, hasta el asesinato a sangre fría de menores de edad y mujeres indefensas.  Lo ocurrido en la zona de Las Bajadas, frente a la Zona Aeronaval, en el Puerto de Veracruz, donde se realizó la matanza de una familia es para reflexionar si este gobierno estatal del presunto “cambio”, ha sido el peor en la historia política de Veracruz. Y éste se arrodilla ante los cárteles criminales, quienes son cuidados, protegidos y se les dan todas las facilidades para realizar sus negocios delictivos, impunemente.

 

Y mientras mataban a mujeres y niños, Cuitláhuac García asistía a un partido de fútbol.

 

En una verdadera crisis, la administración del antes payaso que animaba los eventos políticos del PRD, ahora gobernador de Veracruz sale todos los días a declarar la baja en el índice de los homicidios dolosos, secuestros y presume que el Estado está en paz, asegurando que “se están haciendo las cosas bien”, cuando también todos los días, hay balaceras  y víctimas qué lamentar.

 

Lo sucedido este domingo, en la zona de Las Bajadas y casi frente a la Zona Aeronaval en el Puerto de Veracruz, muestra la facilidad de grupos de delincuentes para ejecutar a adultos y niños, de manera despiadada y siendo grabados por automovilistas y por elementos de la Marina, quienes difundieron en grupos de chats muchos de los videos, que fueron parte de notas informativas. Un convoy de varios vehículos, entre ellos dos camionetas cerradas y dos coches utilitarios se dieron a la fuga, pero  antes, asesinaron a sangre fría a personas inocentes, cuatro adultos, dos niños y un taxista herido.

 

El gobernador de Veracruz, Cuitláhuac García Jiménez salió a los medios de comunicación y criminalizó a una de las víctimas, de nombre Fernando Pérez Vega, a quien lo señalan de ser presuntamente jefe de plaza en el municipio de Espinal y curioso, ya lo estaba investigando, cuando en realidad era uno de los financiadores de las campañas electorales de los partidos políticos MORENA y  Fuerza por México.

 

Fernando Pérez Vega, hermano de Ángel Reveriano Pérez Vega, líder de “Los Pelones” y exalcalde de Coxquihui, quien fue detenido en mayo del 2019, por la causa penal 1521/2017 por su probable responsabilidad en los delitos de evasión de presos, abuso de autoridad, desobediencia y resistencia de particulares, durante los años 2014 y 2017. Las autoridades de la FGE de Veracruz ofrecían un millón de pesos de recompensa por su captura y esta se dio en el municipio de Cuetzalan, en el estado de Puebla.

 

Lo interesante,  el gobernador de Veracruz aseguró que el conocido como “El Pino” o “El R15” era “un pájaro de cuenta” y estaba siendo investigado, tratando de contener la ola de críticas nacionales por la matanza de dos mujeres, dos menores de edad y el docente Carlos Jiménez Olmedo, quien era profesor de la Región IV  de la Sección 32 del SNTE, quien manejaba la camioneta Lobo, recibiendo ésta más de 500 balas de diferentes calibres y el docente murió en un hospital del Puerto de Veracruz.

 

Importante puntualizar que el gobernador de Veracruz, a quien lo ponen al frente para declarar sandeces y mentiras, aseguró que Fernando Pérez Vega era líder criminal en Espinal y al momento de ser abordado por los grupos delincuenciales, abandonó la camioneta y huyó en un taxi para luego ser alcanzado, siendo ejecutado.

 

Existen versiones que Fernando Pérez Vega  era fuerte crítico del gobierno de Cuitláhuac García por el asesinato del alcalde de Rafael Delgado, Isauro Ambrosio Tocohua, ejecutado el 31 de diciembre del 2022 por un comando armado cuando se dirigía a su domicilio, a bordo de su camioneta.

 

Y no es casualidad, que este presidente municipal asesinado era del Partido Fuerza por México. Ni tampoco, que Fernando Pérez Vega había sido candidato por ese mismo partido a la alcaldía por Coxquihui. Pérez Vega señalaba al gobierno de Cuitláhuac García de ser responsable por la muerte de Isauro Ambrosio Tocohua y el sistema decidió  callar a este cacique del norte del estado, quien fue aliado de MORENA en el 2018 y 2021, para  luego, estorbar a los intereses de este gobierno estatal involucrado con grupos delincuenciales.

 

Por eso, se dio el pitazo de su trayecto, luego la cacería… Después la ejecución, para más tarde, la criminalización de las víctimas y deslizar, que por ser un delincuente merecía morir. Pero la matanza de la familia pone en entredicho las declaraciones del mitómano gobernador de Veracruz y si era un presunto importante delincuente por qué no era escoltado, siendo que llevaban comida, tortillas y maletas. Hasta portaban chamarras en un día nublado, pero sin frío. No hay lógica en el reporte oficial.

 

La encomienda era matar a Fernando Pérez Vega y a sus acompañantes, para evitar futuras venganzas. Sin detenerse, ni ver si habían mujeres y niños dentro de la camioneta. Y hacerlo en un municipio opositor a MORENA, para calentar la plaza, como dicen en la jerga policiaca.

 

La dramática escena de víctimas asesinadas era espeluznante. Hasta un mando de la Marina relataba los hechos, con voz afligida. No hubo piedad para los ejecutados y los agresores se dejaron ver y grabar matando a una familia completa.

 

Hay muchas preguntas: ¿Cuál fue la razón para que las víctimas fueron a la zona conurbada Veracruz Boca del Río? Y por lo que se confirma, alguien les puso el dedo de su llegada y dar la orden de ejecución.

 

Las cifras alegres aportadas por la administración de Cuitláhuac García sobre una relajada paz en Veracruz muestran que el gobernador miente y se burla de los veracruzanos, cuando hay una latente guerra entre grupos delincuenciales, que matan a mujeres y niños inocentes. Y García Jiménez muestra el miedo todos los días, al ser escoltado por un convoy de camionetas blindadas y guardaespaldas.

 

Las declaraciones de Eduardo “Tato” Vega Yunes asegurando que en Veracruz se vive una paz social es otra más de las mentiras, cuando le matan a su alcalde en el municipio de Rafael Delgado y luego a uno de sus mayores operadores en la Sierra del Totonacapan y Coxquihui mostrando a este dirigente estatal  arrodillado ante el gobierno de MORENA y lo obligan a defender a esta administración, en su mayoría, llena de pillos.

 

Por último, no defendemos  a Fernando Pérez Vega, quien era señalado por muchos delitos, como “generador de violencia” y necesario en las campañas de 2018 y 2021, como operador de los partidos políticos MORENA y de Fuerza por México en la zona de la Sierra del Totonacapan, que comprenden los municipios de Papantla, Coxquihui, Filomeno Mata, Coahuitlán, Chumatlán, Zozocolco y Mecatlán. Y lo vinculan con recientes hechos delictivos en Poza Rica y el asesinato de un comandante de la Policía Municipal de Espinal a finales de diciembre del 2022. Lo lamentable es el daño colateral a su familia, quien literalmente fue masacrada por sus victimarios. Una estadística más de este gobierno estatal que busca  aliados y cuando ya no son necesarios, se aplica el poder a cualquier precio.

 

Dudas y comentarios: claudiaguerreromtz@gmail.com

Visite: www.periodicoveraz.com y www.claudiaguerrero.mx

Twitter: @cguerreromtz