Caminito de la escuela

94

La semana anterior y al hablar del regreso a clases presenciales, el doctor en epidemiología Andrés Manuel López Obrador, dijo que a pesar de que hay más contagios de coronavirus en el país, esto no representa “mayor riesgo” para que los niños y adolescentes vuelvan a las aulas.

“Yo estoy a favor de que se regrese a clases, está creciendo, no mucho, sí hay contagios. Sin embargo, no hay riesgos mayores para los niños, para los adolescentes, se puede tener un buen control. No debe ser ese el pretexto, la excusa”.

¿El número creciente de contagios no debe ser una excusa? Órale.

Digo, si lo dijo una eminencia médica de su categoría, habrá que hacerle caso. ¿O no, lector?

Si bien es cierto que la falta de clases presenciales suspendidas desde marzo del año anterior, han afectado física y emocionalmente a los menores que ya desean el regreso a las aulas, con la tercera ola de la pandemia pegando a todo lo que da, mandarlos a la escuela es un atentado contra sus vidas.

Acá en Veracruz el gobernador Cuitláhuac García que había dicho que las clases presenciales sólo serían en municipios con semáforo en verde, reculó apenas López Obrador anunció el regreso a las escuelas “llueva, truene o relampaguee”.

Sin miedo al futuro Cuitláhuac declaró: “Se pueden mantener todas las actividades, no solamente educativas, todas las actividades aun cuando estemos en (semáforo) rojo”.

Ah bárbaro.

¿Con 862 nuevos contagiados este miércoles en Veracruz, se pueden mantener todas las actividades? ¿Debemos entender que se pueden abrir antros, bares, cines, teatros, salones de baile, museos, gimnasios, estadios… todo todo todo incluyendo escuelas?

Pues sí, así lo dijo el señor gobernador.

De que urge reactivar la economía que no sabe de pandemias eso que ni qué. Urge poner en marcha las MIPYMES que son el sostén de más del 80 por ciento de la economía nacional. Urge abrir las escuelas para evitar que los niños y jóvenes terminen siendo presidentes de la República o gobernadores de Veracruz. Pero también urge una estrategia para enfrentar los estragos de la tercera ola y esa estrategia simplemente no existe.

Sobre el tema, el periodista Raymundo Riva Palacio dijo en su columna del 26 de julio que el responsable de contener la pandemia, Hugo López-Gatell, quedó evidenciado por él mismo en una junta de gabinete con el Presidente López Obrador donde el único tema en la agenda fue el de la tercera ola.

“López Obrador debió haberse convencido de la incapacidad de la persona a la que encargó la salud y vida de millones de mexicanos, cuando en la reunión de gabinete, donde esperaban que López-Gatell mostrara su estrategia para enfrentar la tercera ola de la pandemia, no presentó nada convincente… el subsecretario fue incapaz de dar respuesta a las reiteradas preguntas de cómo saldría México de la emergencia que enfrenta” escribió el periodista.

Y ante tamaña disyuntiva el presidente se vistió de epidemiólogo y ordenó clases presenciales a partir de agosto. Y Cuitláhuac le hizo segunda al botepronto.

No es nada personal contra López Obrador, lector, pero imposible no reparar en sus desatinos. Ha manejado la pandemia al trancazo, el número de contagios crece de forma alarmante (de los muertos ya ni hablar), apenas se ha vacunado al 20 por ciento de la población y sobre el regreso a clases vuelve a desatinar.

“Hay quienes no quieren, pero a ver, ¿qué no es eso una actitud contraria al desarrollo? ¿No la educación es fundamental para la defensa de los derechos sociales? ¿Quién es el que no quiere que se tenga acceso a la educación? ¿A quién le conviene la ignorancia? ¿Quién saca provecho de la ignorancia? Ahora sí que ¿de parte de quién?”, preguntó.

Pobre…

Durante la pandemia los gobiernos de casi todo el mundo aprovecharon el cierre de escuelas para rehabilitarlas, arreglar desperfectos, pintarlas y ponerlas al cien. En México simplemente las tiraron al olvido y muchas fueron robadas, vandalizadas y se encuentran enmontadas. Veracruz es un patético ejemplo de ese olvido.

Y así recibirán a los estudiantes a partir del 30 de agosto, con el País en semáforo amarillo rojizo y con los contagios multiplicándose como la verdolaga.

Sea por Dios.

 

Altotonga ya tiene alcalde electo

 

Era un strike cantado, no existían argumentos reales para echar abajo el triunfo de Ignacio Morales Guevara en las pasadas elecciones. Y prueba de ello es la resolución del INE que en su pasada sesión extraordinaria dio por bueno el resultado del candidato del PRI a la alcaldía de Altotonga.

La resolución dice en su artículo primero. Se declara infundado el procedimiento administrativo sancionador de queja en materia de fiscalización, instaurado en contra del C. Juan Ignacio Vladimir Morales Guevara, otrora candidato a Presidente Municipal de Altotonga, Veracruz, postulado por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), en el marco del Proceso electoral Ordinario 2020201 en el estado de Veracruz; en términos de lo expuesto en el Considerando 3 de la presente resolución.

La resolución deja en claro que nunca existieron elementos para echar abajo la decisión de los habitantes de Altotonga, que el 6 de junio acudieron a votar y encontraron en Ignacio Morales Guevara la mejor opción para sacar adelante a este municipio del centro de la entidad, que ha sufrido el desinterés y abandono de su actual presidente municipal.

Por lo anterior el expediente de las impugnaciones se dio por total y definitivamente concluido y Altotonga ya tiene alcalde electo.

bernardogup@hotmail.com