Apenas lo nombran encargado y hace gala de influyentismo y abuso del poder

’20/06/2024’
’20/06/2024’

El lunes pasado, al señor Víctor Emmanuel Vargas Barrientos le salió el más rancio priista que lleva dentro.

 

No cumplía ni siquiera 72 horas de que el gobernador Cuitláhuac García Jiménez lo había nombrado como encargado de la Secretaría de Educación cuando dio muestras de ello.

 

Como no se vio nunca siquiera con un gobernador priista en los 86 años en que tuvieron el poder, hizo que una camioneta de lujo se metiera al parque Juárez para recogerlo a su salida del palacio de gobierno.

 

Esto es, el nuevo “alto funcionario” no quiso o no pudo, o las dos cosas juntas, dar unos cuantos pasos para salir a la calle Enríquez y ahí abordar la unidad.

 

En qué poca agua se ahoga. Era de lo poco que nos faltaba ver en un gobierno de hipócritas que se llenaba la boca vociferando que ellos no eran iguales a los priistas, sino que eran diferentes.

 

Por fortuna para desenmascararlos, ahí estaba puntual para registrar el abuso y la arbitrariedad ese excelente fotógrafo y compañero Miguel Ángel Carmona, de la Agencia Fotover.

 

Captó el momento en que su lujoso vehículo estaba entrando al parque y cuando un menor (tal vez un vendedor que se acomidió) se dispone a abrirle la puerta para que se suba.

 

“Llegando y actuando mal”, publicó mi compañero. “La prepotencia de un funcionario, Víctor Vargas Barrientos, encargado del despacho de la #SEV. No pudo caminar unos metros para subir a su Suburban, esto en Palacio de Gobierno al término de la tradicional conferencia de Cuitláhuac García Jiménez”.

 

Qué tipo. Es el típico y vivo ejemplo de quien apenas se sube a un ladrillo y se marea, que pensábamos que ya no existían porque habían desaparecido con la “transformación”.

 

Enseguida enseñó el cobre con su actitud de abuso de poder, de prepotencia, de arbitrariedad, de influyentismo. Invadió un área pública en una hora en que hay muchas personas en el lugar, incluso niños.

 

 

¿Pues no que no eran iguales? ¿Con ese ejemplo predica, él, el responsable por ahora de la política educativa, del área dedicada a empezar a formar a los nuevos futuros ciudadanos?

 

¿Dónde estaban los policías de Tránsito para evitar el abuso? ¿Por qué no actuaron como lo hacen con los ciudadanos a los que a diario y a toda hora extorsionan con el menor pretexto?

 

Cuánta razón tiene Manuel Huerta. Son más de lo mismo. Vargas Barrientos es parte del rostro, de la imagen, del gobierno de Cuitláhuac García, al que López Obrador exalta cada vez que puede como ejemplo de gobernante.

 

Y así quieren seguir gobernando (es un decir). Si eso hizo ahora apenas a unas horas de ser solo un encargado de despacho, ¿qué no hará si su protector Cuitláhuac lo nombra como nuevo titular de Educación?

 

Está en el cargo sin cumplir requisito

 

Sobre este señor, la reportera Isabel Ortega, de la agencia AVC Noticias, publicó que el señor Vargas Barrientos no cumple con los requisitos para estar en el cargo.

 

Ella recordó que: “En su artículo 50 la Constitución local establece que: ‘Los titulares de las dependencias y entidades de la administración pública deberán ser veracruzanos y contar con título profesional expedido por autoridad o institución legalmente facultada para ello, y cumplir con los demás requisitos que establezca la ley’”.

 

Pero investigó y resultó que: “De acuerdo con el Registro Nacional de Profesionistas, Vargas Barrientos no cuenta con registro de cédula profesional”. ¡Ah! Pero eso sí, que ínfulas se da.

 

Señor Gobernador, por favor

 

¿Recuerdan el chiste ese del borracho que apenas si puede sostenerse en pie, anda buscando pelea, de pronto encuentra a un enemigo imaginario (alguna persona que trata de calmarlo), como puede adopta una actitud para atacar con los puños cerrados y fantoche proclama: no’más no me empujen?

 

Me lo hizo recordar ayer el señor gobernador (¡ah gobernador, gobernador!) Cuitláhuac García Jiménez con su declaración de que Claudia Sheinbaum lo pondría en un brete si quisiera que fuera a coordinarle su campaña.

 

Me atengo a la nota que se publicó en el portal alcalorpolitico.com sobre lo que declaró en su conferencia de prensa: “Espero y no me pongan en esa posición de decidir… Yo voy a buscar la manera de que no (me vaya). Yo le agradezco a la doctora Claudia su confianza de lo que expresó a lo del gabinete (?)”.

 

Él solito se da cuerda. Dejó la idea de que “Claudia” (Sheinbaum) está de terca, muele y muele en que se vaya con ella, pero ¡no, cómo!, si “siento que ayudo más gobernando”.

 

Primero, cuando empezó a correr la versión, había dicho a los reporteros que lo esperaran unos meses y le preguntaran en diciembre. Ahora les pidió que lo hagan en marzo, ¿o mejor para abril o para mayo, cuando las cerezas están maduras?

 

“Yo quisiera ayudar mucho al Movimiento, pero siento que ayudo más gobernando, todavía falta un año y mes y medio, entonces déjenme avanzar unos meses más”, esto es, no’más no me empujen, atrasito de la raya.

 

No señor, ni lo piense. Usted no se puede ir, no porque haya adquirido un compromiso con quienes lo llevaron al poder, sino porque nos tiene que entregar a Rocío Nahle sentada en el sillón que usted ahora ocupa.

 

¿O es que a lo que se refirió es que Sheinbaum ya lo invitó a su gabinete? ¿Alguien sabe si eso es cierto cuando a la “doctora” lo que único que le ocupa y preocupa por ahora es ganar?

 

Citlalli logra su propósito y la incluyen en la lista a ser evaluada

 

Bien dice el dicho que el que no llora nadie lo escucha. Finalmente se informó que Citlalli Navarro del Rosario fue incluida en la lista de los aspirantes a la candidatura de Morena a la gubernatura de la que saldrá el candidato o la candidata.

 

Ella se quejó públicamente luego de que sin mayor explicación y en forma arbitraria el Consejo Nacional de Morena la excluyó de la lista de los ocho aspirantes mejor reconocidos. En este espacio publiqué que habría sido Rocío Nahle quien habría pedido que la dejaran fuera.

 

Al ser reincorporada, solo quedó fuera Mónica Robles, la otra excluida, sin que se sepa por qué no reclamó el lugar al que tenía derecho ya que quedó en segundo lugar como la mejor calificada.

 

Aun sin un frente formal, Pepe sería el candidato de oposición

 

Al final, aun sin que se haya conformado un frente opositor entre los partidos de oposición, todo apunta a que grupos internos tanto del PRI como del PAN acordaron ya que el candidato sea José Francisco Yunes Zorrilla, “Pepe” Yunes.

 

Fuentes de primera mano tanto de tricolores como de azules han dicho al columnista que Pepe además unifica, sobre todo en el caso de los grupos panistas de la zona conurbada Veracruz-Boca del Río, donde el grupo de los Yunes Linares-Márquez por ningún motivo acepta como candidato a Julen Rementería.

 

Aun cuando el actual coordinador de la bancada panista en el Senado ha expresado su disposición a negociar una candidatura de unidad con los Yunes, estos habrían ido a advertirle al dirigente nacional Marko Cortés que ni se le ocurra intentar postularlo porque se van a ir en contra, con todo.

 

Por eso habrían optado por apoyar a Pepe, quien, en consecuencia, aunque en forma discreta, está integrando su equipo de campaña.

 

De todos modos, como él mismo ha reconocido, la situación no está nada fácil, pues además de la elección de Estado que se prepara, en las filas del PRI, su partido, hay una gran división por la disputa por la dirigencia estatal.

 

Por otra parte, de fuentes de primera mano el columnista tiene testimonios también de que varios actores políticos destacados del PRI negociaron ya apoyar a las candidatas de Morena, esto es, aparentemente continúan como militantes tricolores, pero ya se brincaron al barco guinda.