El cumpleaños de Fidel Herrera

3260

Entre lo utópico y lo verdadero

Por Claudia Guerrero Martínez

10 de marzo del 2017.

 

El cumpleaños de Fidel Herrera

 

Y como dice el viejo refrán: “Muera el rey, viva el Rey”…En el caso de los priístas fidelistas, el cumpleaños de su benefactor y Mesías, Fidel Herrera, pasó sin pena ni gloria y hasta desapercibido. Y es que el  exgobernador, oriundo de Nopaltepec  perdió el encanto, durante varias etapas de la administración de Javier Duarte de Ochoa, pues este último, se dedicó a dinamitar y pulverizar la credibilidad del PRI, pero además, de recordarles a  los veracruzanos, que cuando llegó  Duarte como Gobernador Constitucional, era tanto el desastre administrativo, olvidando éste, haber formado parte de él y  comparándolo  con su ocurrente frase de  “haber bailado con la más fea”…

 

Y es que la inseguridad e incrustación de células delincuenciales y de Cárteles del narcotráfico en Veracruz iniciaron con la administración de Miguel Alemán Velasco y Alejandro Montano, incrementándose el número de  grupos delictivos a lo largo del Estado, cuando Fidel se encargó de ser el mejor anfitrión de los “malosos”, para brindarles todas las condiciones y protección, así como no ser molestados.

 

A la mitad del terrible sexenio del hoy prófugo Javier Duarte, hubo una presunta reconciliación y fotografías tomadas en Casa Veracruz y durante el desfile principal del Carnaval porteño, para mostrar a todos, que Fidel tomaba nuevamente el control de Veracruz. Lo interesante, es que pasaron sólo unas semanas, para que Javier Duarte expulsara del paraíso a su mentor y descubridor, Fidel Herrera, con la firme intención de no repartir el botín millonario de recursos públicos robados a los veracruzanos.

 

Después del 5º Informe de Labores, como Gobernador de Veracruz, Javier  Duarte de Ochoa ya no contestaba el celular a Fidel; el jarocho-cordobés dio la instrucción de restarle poder a los operadores fidelistas y  le dio facultades gubernamentales a sus amigos y aliados, dejando fuera a todo aquel que oliera a  su antes mentor. Era la época, en que la inseguridad llegó a magnitudes insospechadas y las desapariciones, extorsiones y secuestros, se incrementaban todos los días. Sin gobernabilidad y ante un escándalo de corrupción e enriquecimiento ilícito, Duarte pide licencia para separarse del cargo, aceptando el Congreso de Veracruz y lo más importante, fue una orden desde los Pinos…

 

En octubre del 2016, Fidel Herrera incrementó sus apariciones en redes sociales, bajo su cargo como Cónsul en Barcelona, España. Inició varias estrategias para estar vigente en Veracruz y soltó al ruedo político a su hijo Javier Herrera Borunda, para iniciar una campaña  disfrazada, como benefactor  de asociaciones vulnerables y donativos con dinero, de procedencia poco clara.

 

A la llegada de la Gubernatura de Miguel Ángel Yunes Linares, histórica por cierto, por rendir protesta solo, pues  se daba la condición de un gobernador con licencia  prófugo  y no haber asistido el  Gobernador interino,  Flavino Ríos Alvarado.   Yunes Linares tenía la radiografía de cómo estaban los negocios y desvíos de recursos desde la Fidelidad  y en especial,  en SESVER, dependencia estatal   en quiebra y con muchos problemas administrativos, de servicio  y en su logística para la atención de los veracruzanos.

 

Los hilos de una docena trágica, comprendida por dos sexenios llenos de ladrones y pillos, se evidenciaron con la investigación de medicinas apócrifas o hechizas y empresas sin licencia sanitaria con millonarios contratos, quienes eran las encargadas de vender medicinas fraudulentas para enfermos con cáncer y la adquisición de pruebas VIH-SIDA falsas. El escándalo fue mayúsculo y se evidenció el involucramiento de Fidel Herrera Beltrán en esta red de timadores y empresas fraudulentas quienes afectaron la salud de cientos de pacientes y hasta la muerte de bebés con cáncer.

 

Este escándalo originó la renuncia irrevocable como Cónsul de Barcelona, de Fidel Herrera, quien el mismo día de su separación al cargo, el exgobernador  inició el envío de mensajes vía WhatsApp a amigos y presuntos aliados del exgobernador, notificándoles que  regresaría a Veracruz para limpiar su nombre y operar temas internos en el PRI. Días más tarde, se realizó  la detención de César del Ángel Fuentes, otro pillo mercenario, quien fue recluido en el Penal de Pacho Viejo. Era el mensaje claro: Si Fidel pisaba Veracruz, correría con la misma suerte.

 

Y entonces, cesaron las invitaciones a comidas en el restaurante Bonilla, en Coatepec; a reuniones y ruedas de prensa  en el Aeropuerto de El Lencero y hasta manifestaciones de júbilo y apoyo de lambiscones, quienes veían el regreso triunfalista de Fidel, como una salvación a sus problemas económicos. Se imaginaban, que el Mesías de Nopaltepec llegaría con “carretonadas” de dinero y repartiría, como lo hizo durante su sexenio,  lleno de excentricidades y dispendios.

 

Este 7 de marzo, fue el cumpleaños  68 de Fidel Herrera.  En las redes sociales no hubo comentarios, felicitaciones, ni reclamos, por decirlo así. En su cuenta de Twitter @FidelHerrera, tuvo actividad hasta el 18 de febrero, en la cual, escribe textualmente: “Coincido con el informe @COFEPRIS. En mi gobierno nunca se administró a niños con cáncer quimioterapias falsas”. Y de ahí, un extraño silencio, aun cuando en su cuenta oficial tiene  528 mil seguidores.

 

Dónde están sus súbditos, quienes se beneficiaron con este  ilusionista de la política gubernamental. Dónde están sus colaboradores, quienes aseguraban que como Fidel, no habría otro Gobernador mejor. Dónde están los medios de comunicación alabadores de la imagen fidelista, la misma, hasta le realizaban misas. En su cumpleaños, nadie se acordó de este “Mesías Tropicalizado”, Fidel Herrera,   perdiendo la lealtad y quizá, hasta la vergüenza…

 

Dudas y comentarios: claudiaguerreromtz@gmail.com

Visite: www.periodicoveraz.com y www.claudiaguerrero.mx

Twitter: @cguerreromtz